Conversamos con Luciano Cáceres, Gabriel Peralta y Eduardo Meneghelli

Blindado cuenta la historia de un joven que tras perder a su familia en un accidente, tiene un sueño que cambiará su vida para siempre. Obsesionado por esa revelación, el protagonista vuelve a trabajar como chofer de un camión de caudales para cumplir su misión.


Por Gastón Dufour

Con producción de Paradise Films & Content y Cruz del Sur Cine, el estrenó en cines Blindado, la tercera película de Eduardo Meneghelli.

Conversamos con Luciano Cáceres y Gabriel Peralta, parte del elenco de Blindado, y y Eduardo Meneghelli, su director.

 

Entrevista a Luciano Cáceres

¿Cómo fue el proceso de rodaje e investigación?

Luciano Cáceres: Básicamente la convocatoria vino de parte de la producción de Eduardo Meneghelli, mi personaje es Vitali. Soy el compañero, amigo más cercano y persona de confianza de Luna. Soy el responsable de traer de regreso al personaje que hace Gabriel Peralta, el protagonista de esta historia al mundo de los blindados, al trabajo que los unió y que luego de la tragedia terrible (el personaje de Gabriel perdió a su familia) quiere volver a trabajar pero vuelve transformado; es otra persona y Vitali es un observador y un poco testigo y un poco una de las personas más cercanas en todo este cambio y transformación que va teniendo el personaje de Gabriel.

Me interesó mucho la historia, todo este mundo de los blindados del que uno tiene un imaginario pero que realmente desconocía. Tuvimos un entrenamiento intensivo sobre todo en la previa en todo lo que tiene que ver con el protocolo, el funcionamiento de estos cuatro tipos que se juegan la vida a diario por la plata de otros, todo el funcionamiento , el manejo de armas, de qué manera se mueven dentro y fuera del camión, en la previa y durante el rodaje, todo el tiempo tuvimos la indicación de un especialista que labura de eso, y luego la conducción de Eduardo Meneghelli en lo que tiene que ver con los vínculos y lo emocional.

 

¿Crees que hay una pintura social en el relato?

LC: Bueno, la película cuenta muchos temas, por un lado el trabajo en los blindados, luego la historia del personaje que interpreta Aline, que habla de violencia de género, el maltrato que sufre con su criatura, y por otro lado la historia de redención del personaje de Gabriel, mucho puntos que vuelven atractiva a la historia

 

¿Cómo te sentís con tu trabajo, respecto de la convocatoria para esta película, para la recientemente estrenada El hijo, y tus trabajos en televisión?

Yo me siento muy bien en ser convocado, agradecido por poder participar en un espacio en que pueda desarrollar el oficio en que uno se formó, y muy contento con la posibilidad de
interpretar un nuevo rol en un momento en que es muy difícil hacer cine; eso lo agradezco, de modo que lo importante es acompañar. Blindado se estrena el 6 de junio en las salas, pero aún pueden ver El hijo, en TV Pública pueden ver El mundo de Mateo y por Flow la pueden ver completa, y hoy empecé a grabar Argentina, tierra de amor y venganza, la novela de Polka en El Trece, así que nos vemos en el cine, en la tele, cuando quieran.

 

Entrevista a Eduardo Meneghelli

¿Cómo fue el proceso hasta llegar a Blindado?

Eduardo Meneghelli: El proceso de investigación comienza con mi relación con los autores del libro original en que se basa el film. A mí me interesó ver que pasa dentro de cada uno de esos camiones que van por la calle llevando caudales. Luego, en el guion que fue adaptado para cine por Lionel Dagostino… suceden situaciones humanas, vínculos, conflictos, y lo que me interesó fue atravesar ese acero que nos pone el blindado como elemento, y poder mostrar esas historias. Hay una historia principal, obviamente y por supuesto historias alrededor. .
El proceso fue muy fluido, las relaciones se establecieron muy rápidamente, sobre todo con Aline Jones, que es una actriz brasileña, nos teníamos que tener claro como trabajar con el idioma y fue muy importante porque ella fue coacheada para tener una práctica con el idioma y que ello no dificultara su relación con los otros personajes. No hubo inconvenientes con ello.

¿Y en lo que respecta al paralelismo con la cuestión mística del personaje?

EM: En un principio surgió el tema religioso, el tema espiritual como un acompañamiento al personaje como uno de los recursos narrativos y de desarrollo, dado que éste estaba en una situación trágica y lo necesitaba para aliviar su dolor, pero luego se convirtió en un relato en paralelo que trasciende al personaje mismo y llega a más; está metaforizado para el público, también.

 

Si bien hay un cierre, ¿Cree que hay una historia abierta?

EM: Sí, todos los personajes que llegan al final tienen posibilidad cierta de continuar, de avanzar, no hay nadie muerto, digamos.

 

En todo lo que tiene que ver con el funcionamiento social… ¿Cree que hay un dibujo de esa sociedad en el espacio narrativo?

EM: Sí, creo que hay un entorno que influye en cada uno de los personajes. Selva tiene uno, Omar Luna también, y cada uno de esos entornos son vinculares, claramente.

 

Entrevista a Gabriel Peralta

¿Cómo fue el proceso de rodaje de Blindado?

Gabriel Peralta: El proceso fue largo, fue duro, yo confío en Edu, yo me entregué a él y no cometió los errores que cometió con Ruleta rusa y sé que salió todo bien, así que el resultado está garantizado.

 

Todo lo que le pasa a Luna, ¿Cómo transcurre en la película y como lo ves vos?

GP: Desde mí transcurre respetando siempre eso que había pasado, nunca haciéndome el boludo, con esa condición dada, tenía que estar presente todo el tiempo desde lo interno, eso defenderlo a muerte. Después cualquier cosa que pasara en el medio, bienvenida, siempre que eso fuera respetado.

 

¿Tenés nuevos proyectos a la vista?

GP: Con Edu siempre estamos al acecho, que es la única persona con la que quisiera trabajar en este momento y bueno, el cine es lo mío, así que a la espera de nuevos proyectos.