Y el redescubrimiento de la humanidad

TÍTULO ORIGINAL: Jojo Rabbit
DIRECCIÓN: Taika Waititi.
ELENCO: Scarlett Johansson, Sam Rockwell, Roman Griffin Davis.
ELENCO SECUNDARIO: Taika Waititi, Alfie Allen, Rebel Wilson.
GUION: Taika Waititi.
FOTOGRAFÍA: Mihai Malaimare Jr..
MÚSICA: Michael Giacchino.
GÉNERO: Drama, Bélica.
ORIGEN: Estados Unidos.

Sátira de la Segunda Guerra Mundial, que sigue a Jojo, un solitario niño alemán, que ve su visión del mundo desafiada cuando descubre que su madre (Scarlett Johansson) está ocultando a una niña judía en su casa. Ayudado por su idiota amigo imaginario: Adolf Hitler, Jojo deberá confrontar su nacionalismo que lo tiene cegado.


Por Emiliano Silva

Llega a la Argentina la esperada nueva película de Taika Waititi, conocido por ser el director de Thor Ragnarok y Lo que hacemos en las sombras, además de su carrera como actor de Hollywood.

En este nuevo proyecto, que le valió el Premio del Público en el Festival de Cine de Toronto, se mete de lleno en la comedia negra pero también con un historia dramática de trasfondo y no solo por el contexto en el que se ubica. Aquí veremos la historia de Jojo (Roman Griffin Davis) un niño de 10 años que vive en Alemania a fines de la Segunda Guerra Mundial y que se enlista en el ejército de su país debido a un fanatismo desmedido que tiene con los nazis. Tanta es la admiración que tiene el niño a este bloque político, que crea como amigo imaginario al mismísimo Adolf Hitler (Taika Waititi). Al ser un pequeño un poco inseguro y miedoso, recibe consejos de coraje y valor de Adolf, para lograr ser un verdadero soldado nazi.

La vida de Jojo se da vuelta cuando descubre que su madre (Scarlett Johansson) escondía y cuidaba en su casa a una niña judía. Aquí Jojo la conocerá e irá descubriendo la verdadera naturaleza humana a base de la amistad y el amor.

La película a sí misma se califica como una sátira anti odio y eso es lo que es. A base de comedia negra y la ridiculización de ciertos momentos de la época, trata de moralizar al espectador de la importancia de la inocencia y la resocialización que cualquiera puede afrontar si logra ver sin fanatismos, la importancia de la vida humana.

Lo que pasa es que mezcla mucho demasiados géneros, va de la comedia sarcástica al dramón lacrimógeno, es un vaivén de situaciones que por momentos no están bien equilibradas. Además las contribuciones del Hitler de Waititi terminan desdibujándose y solo resulta atractivo la primera hora, después la atención ya se centra en la dupla de niños y hasta en los oficiales, que por cierto el personaje de Sam Rockwell está muy bien como uno de los líderes de la Gestapo.

Hay referencias muy claras con La vida es bella pero a diferencia con el clásico de Roberto Benigni, aquí no termina formando algo tan redondo. Lo que no significa que la película sea mala, para nada, es más es una idea muy original que Waititi tomó del libro “El cielo enjaulado” de Christine Leunens pero que él le dio una vuelta de tuerca con el tono absurdo y por momentos desentona con lo demás que se quiere contar.

Jojo Rabbit es una película que logró nominaciones a festivales importantes y que seguramente llegará a los Oscars en alguna que otra categoría. Lleva consigo un mensaje muy esperanzador y que seguramente a la gran mayoría agradará.

Review (del lector)

¡¡¡Nadie se la puede perder!!!

Por Juan Escaba

Seguir a @juancitoesc2

Esta historia transcurre en Alemania, en la Segunda Guerra Mundial, cuando Jojo (un niño de religión hitleriana) descubre que en su casa hay una niña judía albergada por su madre. Con Hitler como amigo imaginario, Jojo irá tomando conciencia de lo que en realidad significa la guerra y las cosas malas qué hay detrás de ella.

Hay que ser sinceros, la primera vez que se vio el trailer de esta película, todos pensaban que se trataba de un film de mal gusto o que no iba a estar buena. La realidad es que yo la ví y me dí cuenta que no era tan acertado lo qué pensábamos. Esta película, a pesar de que al principio parece una parodia al estilo Scary Movie, es una obra maestra. Deja al descubierto cómo alguien puede dejarse llevar por una opinión popular, solo para ser aceptado y que hay cosas que no son lo que parecen. En aquello que en apariencia es maravilloso, en realidad esconde algo escalofriante. El film es imperdible, con la actuación destacada del niño protagonista y los actores (algunos conocidos, otros no tanto) que plasman el mensaje de un modo tan realista que conmueve, se ríe y se llora con la misma intensidad. Todo lo anteriormente descripto, la convierte en una película extraordinaria. Por favor no se la pierdan.

100/100