Matar o morir. Unos o los otros.
TITULO ORIGINAL: Leal.
DIRECCIÓN: Pietro Scappini.
ACTORES: Andrea Quattrocchi, Luis Aguirre.
ACTORES SECUNDARIOS: Silvio Rodas, Féliz Medina.
GUION: Andres Gelos.
FOTOGRAFÍA: Nicolás Gorla.
MÚSICA: Juan Blas Caballero.
GENERO: Drama.
ORIGEN: Argentina.
DURACIÓN: 107 Minutos.

Un ministro recién designado y un par de hombres de su confianza reclutan a los mejores comandos para conformar un grupo de Operaciones Especiales con el fin de desbaratar una organización criminal. Con reportes de Inteligencia, el cuerpo antidrogas emprende una serie de operaciones de precisión, golpeando sorpresivamente a los narcos.


Por Silvia Molina

¨Leal, una forma de vivir”, dirigida por Pietro Scappini y Rodrigo Salomón, guionada por Andrés Gelós (Corazón de León, 2013), es una película oriunda de Paraguay, que tiene como puntapié inicial combatir el narcotráfico en el país de origen, dando por sentado la ausencia que deja el estado sobre una problemática que sufren casi todos los países latinoamericanos.

Leal arranca mostrando una familia de clase alta, que viven en un campo y con todas sus comodidades, a un padre y a un hijo que se niega a estudiar porque quiere ser como él. La madre no contenta con eso, le pide por favor a su marido que cuide bien del muchacho. Su padre le dice que para lograrlo y ser respetado, tiene que tener un arma en la cintura y por ende le regala una. Saludan a  las mujeres de la casa (madre e hija) con un beso y se despiden. A veces, hay que ser consciente con lo que desean porque el poder puede jugarles una mala pasada.

Así como Colombia tiene a su Pablo Escobar, Paraguay tiene el suyo. El objetivo es dar con Javier Salcedo (Gonzalo Vivanco), de nacionalidad colombiana también, que se encarga de los negocios turbios en relación a las drogas. Tiene todo el estereotipo de hombre de poder que hace lo que quiere: mata, roba y se adueña de lo que no debe, hasta incluso del cuerpo de mujeres, usándolas para satisfacer sus placeres. Salcedo es el objetivo del ex coronel Ramón Fernandez (Silvio Rodas), quien fue nombrado como Ministro de la SENAD (Secretaría Nacional Antidrogas), y junto a el agente Luis Ibañez (Félix Medina) y el suboficial Ricardo Fariña (Roberto Weiss) reclutarán a los mejores comandos para formar un grupo de Operaciones Especiales, con la intención de derribar a todos los narcotraficantes.

Quien queda a cargo del grupo es el sargento Carlos Gorostiaga (Luis Aguirre), un tipo correcto, que no se deja influenciar y no tranza con nadie, ya que sostiene que si eso pasa es imposible terminar con toda la corrupción de una buena vez. ¿Existirán agentes así o sólo aplica para la ficción? Todo equipo siempre requiere de una mirada femenina y quien llega para darle otras pistas a su búsqueda es Betty Jara (Andrea Quatrocchi), analista del centro de inteligencia, quien aporta datos interesantes para sorprender y derribar a los narcos.

Leal es una película que trata un tema complejo e interesante que sigue existiendo en la actualidad, como lo es el tráfico de drogas y el poder que eso conlleva. Pero no sólo se centra en esa problemática, también reparte indirectas para los medios de comunicación, que en vez de informar sobre eso, hacen una espectacularización de la noticia, se vuelve mediático la interna que hay entre los agentes y la inoperancia que tienen para realizar ese tipo de operativos y se deja de lado el tema principal.

A pesar de centrarse en ese tema que, por supuesto, es interesante (aunque no es nada que no se haya visto alguna vez), la película tiene tintes graciosos, escenas y diálogos sin sentido que dejan mucho que desear. Por momentos parece que usan ese recurso para estirarla un poco más y así ganar minutos dentro del film. Mas allá de eso, Leal cumple con su objetivo que es entretener y tampoco aspira a más, está pensada para eso. Si hacen un ranking de películas que traten este tema, no creo que la incluyan en la lista porque pasa desapercibida.