Invitame un café en cafecito.app

Donde los héroes son villanos y los antihéroes salvan el día

La segunda temporada de The Boys estrenó en Amazon Prime Video para seguir deconstruyendo el mito de los superhéroes. Ya se estrenaron sus cuatro primeros capítulos y continúa generando polémicas y distintas interpretaciones con sus pocos convencionales héroes y villanos.


Por Rodrigo Vega

Luego del éxito de su primera temporada, The Boys regresa a Amazon Prime Video redoblando en acción, sangre y humor negro, bajo el liderazgo de Butcher (Karl Urban), un hombre sin miedo cuyo equipo busca hundir el gigante corporativo Vought, que está detrás de la creación de superhéroes mediante un compuesto que les da poderes al estilo X Men, pero sin las mutaciones.

Butcher buscaba venganza en la primera temporada y explora algo nuevo en la segunda; el villano sigue siendo el mismo: Homelander (Antony Starr), un Superman criado en un laboratorio que por falta de contacto humano ha crecido para odiar a todos y gracias a su enorme poder se cree un dios.

Entre escenas de humor negro, acción con escenas sangrientas explícitas y momentos divertidos, la serie nos trae momentos musicales interesantes. Comenzando por The Clash y su “London Falling” e Iggy Pop con “The Passenger” en el primer episodio; The Runaways con “Cherry Bomb” en el segundo y Jane’s Adiction con “Stop” en el tercero. Las Spice Girls y su “Wannabe” es una elección inesperada para el cuarto episodio. Le siguen Bill Whiters “Ain’t No Sunshine” en el quinto; Billy Joel “Big Shot” e Irene Cara “Fame” en el sexto episodio. Air Supply suena con “All Out Of Love” en el séptimo; y The Clash con “Rock The Casbah” y R.E.M. con “Everybody Hurts” en el final de temporada.

La música incidental está a cargo del compositor Christopher Lennertz. Nada menos que 50 tracks nos llevan por todos los grandes momentos de la temporada. Desde “Translucent Alive”, “Butcher”, “Race of the Century”, “Ass Bomb”, “Rescue The Female”, “Supe Terrorist” hasta “I Got Teddy”.
Mientras vemos semanalmente esta segunda parte, algo que no fue bien recibido por la generación del consumo inmediato de series, podremos repasar las selecciones de clásicos de la primera temporada. O escuchar las composiciones oficiales. Ideal para fans de la serie.