El mito sobre una misteriosa sociedad secreta porteña

París. Suzanne, una periodista e investigadora francesa, viaja a Buenos Aires convocada por Martín Dressler. Pero Dressler nunca acude a la cita. Entonces, Suzanne comienza a investigar, recorriendo los más importantes edificios de la ciudad. Así descubre que Los Corroboradores fueron una sociedad secreta porteña que, a fines del siglo XIX, se propuso copiar París en Buenos Aires. Este jueves se estrena en cines de Argentina Los corroboradores, de Luis Bernardez, una película difícil de clasificar pero sin lugar a dudas imperdible. En esta nota te contamos cinco motivos por los cuales no deberías dejar de verla.


Por Ayelén Turzi

El mito
Lo corroboradores indaga sobre una misteriosa sociedad secreta porteña que se dedicaba a copiar, a fines de Siglo XIX, la arquitectura parisina. Enviaban miembros al exterior a recabar información sobre edificios icónicos que se usaba para reconstruir los mismos en Buenos Aires. La fascinación natural que todos tenemos por las historias de conspiraciones debería sentirse atraída automáticamente por esta consigna.

 

La ambigüedad
¿Falso documental? ¿Docuficción? ¿Ficción basada en hechos que podrían haber sido reales? No termina de quedar claro dónde está el límite entre realidad y ficción. Esta confusión nos hace salir de la sala con una relativa perturbación, que si sos muy influenciable puede rozar la paranoia.

 

La narración
Anclado en el personaje de Suzanne, una periodista francesa que viaja a Buenos Aires contactada por un enigmático personaje, el relato nos va revelando la información a medida que ella la descubre, haciéndonos partícipes de la investigación. Cuando se ve amenazada por personajes que no quieren que la verdad salga a la luz tomamos el peligro como propio.

La pregunta sobre la identidad
La sociedad secreta y su afán de copiar edificios es en realidad una excusa para hablar de otra cosa. ¿Cuán valido es tener un sentimiento de pertenencia a Buenos Aires si en definitiva sería una copia de otra ciudad, sin identidad propia? ¿Cuál es la intención política oculta detrás de este postulado estético? ¿Quiénes somos los porteños? ¿Quiénes somos los que nos agrupamos detrás de algún tipo de identidad? ¿Quién decide nuestra identidad? ¿Qué respaldamos al “sentirnos parte de”?

 

Recorrida
Los corroboradores tuvo su paso por muestras o festivales con excelentes repercusiones. Por ejemplo podemos mencionar la Competencia Nacional del Festival Internacional de Cine de Mar del Plata 2017, donde cosechó el premio exaequo a mejor guion por entregado por Argentores (Compartido con Soldado) y el premio de SAE (Sociedad argentina de Editores Audiovisuales). También participó del 20 Rencontres du Cinema Sud-Americain de Marseille et Region.

Una propuesta fuera de lo común, dinámica, interesante, por momentos ambigua y con una gran capacidad de invitarte a la reflexión. Aprovechala el primer fin de semana.