Una pareja explosiva

TÍTULO ORIGINAL: Gongjo
DIRECTOR: Kim Seong-hoon
GUION: Yoon Hyun-ho
ACTORES: Hyun Bin, Yoo Hae-jin, Kim Ju-hyuk, Jang Young.nam.
FOTOGRAFÍA: Lee Sung-jae
GÉNERO: Acción, Comedia.
ORIGEN: Corea Del Sur, 2017.

Presentada en el HAN Cine 2017, festival de cine coreano en Buenos Aires.

Cuando una organización delictiva de Corea del Norte cruza la frontera y entra en suelo surcoreano, un detective de Corea del Sur debe cooperar con un detective norcoreano para investigar su paradero.


Por Javier Puma

La nueva ola de cine coreano no solo es reconocida en el mundo por su innovación narrativa y su amalgama de géneros, sino también por adoptar prototipos de historias que podrían serle ajenas y aun así hacerlas sentir como propias. En este caso, Misión secreta se trata de una clásica “buddy movie” que aunque pueda pecar de cierta falta de originalidad no deja de ser una película sólida y sumamente entretenida.

El soldado norcoreano Im Chul-ryung (Hyun Bin) se da a la búsqueda de un ex oficial de alto rango devenido en despiadado traidor, del que juró vengarse tras el brutal asesinato de su esposa. El criminal cruzó las fronteras hacia la capital de Corea Del Sur, con motivo de vender unas placas para reproducir dólares americanos, generando un verdadero conflicto diplomático. Al llegar al país vecino, al agente le es asignado como compañero el torpe pero bien intencionado detective Kang (un hilarante Yoo Hae-jin). Con los días contados y el honor en juego de sus respectivas naciones, ambos deberán sobreponerse a sus diferencias culturales y personales cuando se vean obligados a trabajar juntos en el caso.

Misión secreta se nutre especialmente de la gran química generada por el dúo protagonista a lo largo de la cinta. Lo cual resulta algo a destacar ya que el registro de ambos intérpretes es notablemente opuesto. Chul-ryung es el típico héroe de acción parco y de pocas palabras mientras que Kang es el desfachatado y carismático padre de familia sacado de una sitcom de televisión. Juntos hacen que cada escena que comporten sea especial de una manera u otra. Ellos son el corazón del film y el director tiene el buen pulso para hacer de ellos sus personajes mejor desarrollados.

La película, además, apela a una infinidad de elementos conocidos (en especial para seguidores del género) pero no por ello menos efectivos. No existe ninguna vuelta de guion que deje a nadie boquiabierto y la trama se resuelve de forma bastante simple. Sin embargo, Misión secreta tiene la suficiente personalidad para hacerlo todo de manera impecable y con altas dosis de diversión. Esta es una de esas películas que te ganan en base a su encanto. Los gags funcionan casi en su totalidad y las escenas de acción no tienen nada que envidiarle a ninguna superproducción de Hollywood.

Misión Secreta se presenta en las funciones de este sábado 9 a las 16.50 horas y el domingo 10 a las 190 horas, en el Cinemark Palermo.