En viaje hacia la redención

TÍTULO ORIGINAL: Hasta que me desates
DIRECCIÓN: Tamae Garateguy.
ACTORES: Rodrigo Guirao Díaz, Martina Garello, Nai Awada.
GUION: Tamae Garateguy.
FOTOGRAFÍA: Connie Martín.
MÚSICA: Sami Buccella.
GÉNERO: Drama.
ORIGEN: Argentina.

La película sigue los pasos de dos protagonistas; por un lado, una joven bailarina que, luego de un fatal accidente en el que perdió a su familia, queda sumida en un pozo anímico que la lleva a la autodestrucción, coqueteando con la muerte. Por el otro, un médico que carga con la infamia de alguna mala praxis en su haber. Los caminos entre ellos se cruzan, en el que es el comienzo de una espiral donde la fascinación y la locura se retuercen en una historia de amor pesadillesca.


Por Marisa Cariolo

Tamae Garateguy es una de las directoras más interesantes de nuestro panorama cinematográfico actual, una mujer que no teme en bucear en las profundidades de la naturaleza humana, sin concesiones y con el coraje necesario para mostrarnos nuestros lados mas inexplorados. Y eso es justamente lo que ocurre con Hasta que me desates, film que nos lleva en un tremendo viaje (en un sentido más que literal) por el alma humana en proceso de duelo.

Con un cuidado guion a cargo de Miguel Forza de Paul la historia se centra en la relación que nace entre Gonzalo Quiroga, un atractivo cirujano plástico, y Clara, una bailarina con el rostro y el alma desfigurada por un accidente que le arrebató a su familia.
Ya desde el primer encuentro entre ambos nacerá una química que constamente pendula entre la perversión y la redención. O tal vez en la perversión como forma de redención. La intención de Clara es inequívoca: ella quiere morir en la sala de operaciones, no tiene ninguna motivación para seguir viviendo. Con interesantes guiños a Crash de David Cronemberg, el film trasunta el proceso de duelo de Clara de una forma tan desgarradora como honesta y genera una empatía inmediata con su derrotero de desesperanza.

Todas las mujeres del cine de Tamae Garateguy reciben esa mirada compleja que nos permite indagar a través de ellos sobre la naturaleza humana. Y Clara no es la excepción, una mujer que cree que las cicatrices externas son reflejo de su quiebre interior, pero que luego que Gonzalo logre borrarlas descubrirá que el dolor esta mucho mas encarnado de lo que creía.

La química que logran en pantalla Rodrigo Guirao Díaz y Martina Garello es un verdadero logro del film que jamás redunda en lo vulgar o innecesario al hacernos testigos de sus diversos encuentros sexuales y emocionales. El manejo de los climas en este thriller erótico es de un cuidado extremo lo que claramente muestra la pericia de la directora al tiempo de saber hacia donde está dirigida su mirada.

Hasta que me desates es una película que a través del erotismo nos permite indagar en las diversas vías que encuentra la mente humana para purgar los dolores más extremos y eso es un mérito incommensurable. Con referencias al cine de Almodóvar, Cronemberg y Bigas Lunas, el film nos invita a conocernos a través de Clara y sus pulsiones en un constante devenir entre el placer, la culpa y la redención.